domingo, 15 de noviembre de 2009

Cuestión de prioridades

No busco la felicidad en el otro; por lo tanto, el hombre que esté a mi lado debe ante todo ser feliz en lugar de tratar  hacerme feliz.

Con este sí, con este no

Se puede vivir tranquilamente sin pareja, sin carro, sin mascota o sin gaseosa.
Pero no se puede andar por la vida sin amigos, sin música, sin libros o sin chocolate.  No me vengan a mí con cuentos.