viernes, 2 de octubre de 2009

Eco-lógica

Quienes me conocen saben que desde hace unos años para acá he tratado de seguir una línea verde en mi vida; quiero decir que procuro, en lo posible, poner mi granito de arena para proteger el medio ambiente.  En mi casa por ejemplo empezamos a separar la basura biodegradable hace más de 10 años. Cuando eso para la gente era desconocido e inusual, mi mamá hacía huecos en el jardín y enterraba las cáscaras de huevo y frutas y  las pepas de cuanto lulo, curuba o mandarina pasaban por la licuadora.  Era tan ecológica mi mamá que hasta las heces de los perros vecinos y de nuestra entrañable Milú iban a parar al abonado jardín.  Al comienzo los vecinos pensaban que perdíamos el tiempo haciendo todo eso, pero después de unos años y gracias a una fotografía aérea, pudimos constatar que el pasto más verde del condominio y el jardín más fértil era por supuesto el nuestro.
Y ahí no para mi conciencia ecológica.  Yo no entiendo cómo muchas personas dejan la llave abierta del lavamanos mientras se cepillan los dientes. Si supieran que se pierden 5 litros de agua por minuto creo que dejarían esa costumbre;  hay quienes dejan también  la del lavaplatos mientras enjabonan la vajilla.
Quiero aclarar que no llego a extremos: conozco familias en las que no se suelta la el hinodoro después de cada uso sino sólo cuando el usuario ha hecho "la #2" o qué tal aquellos que llenan la tina y por ahí pasa primero el papá luego la mamá y por último los hijos... eso por muy ecológico que parezca ya me suena más a tacañería y suciedad.
Pero sí que hay cosas que cada uno puede hacer para contribuir a que el deterioro de nuestro planeta sea más lento, porque a la velocidad que vamos, aquí no habrá planeta vivible para los que vienen.
Qué fácil es llevar un morral y bolsas de tela al supermercado! es que la cantidad de bolsas que las personas se llevan para la casa es aterradora.  Hay gente que las usan para la caneca de la basura; pues que se lleven  3 o 4 pero no 20!
Ni qué decir de quienes lavan la ropa a 60°, si supieran la cantidad de energía y por ende de dinero que se ahorra cuando lavan a 30°
Hay personas que compran el jabón quita grasa para la loza, el producto que limpia la cal de los grifos, el que limpia el lavamanos, el especial para la ducha, el de olorsito a lavanda para el piso de la sala y el de olor a pino para el de la cocina, el que le quita el polvo al televisor y el otro para los muebles, ah! y por supuesto el Zip para los vidrios! Personalmente, soy la mejor amiga del vinagre con bicarbonato para todo eso; ahorro  cantidad de dinero y le hago sin duda un favor al medio ambiente (porque no es solo el desecho que se va después por la cañería sino la botellita de plástico en la que cada producto viene empacado).
Lo mismo para la ropa! vinagre con bicarbonato es excelente para la lavadora (ese tip es de mi gran amiga Ana María :-) ).
Apuesto que si levantas la mirada encontrarás más de un aparato conectado y que no está cumpliendo ninguna función: ahora mismo están televisor, radio, licuadora, horno microondas y una que otra lámpara conectadas. Apagadas pero conectadas. Ahí también hay un consumo considerable de energía.  Ayer leía que por cada aparato conectado y sin usarse, se consumen 25Euros más al año. Por cada uno! si se desconectan los que acabo de nombrar el ahorro de 150Euros anuales; nada mal!
Hay cientos de cosas que se pueden hacer:  Por ejemplo uno puede elegir las galletas que vienen en un solo paquete y no esas que vienen en un paquete de paqueticos de a 2;  o elegir el yogurth que viene por litro (ojalá en botella de vidrio) y no los 6 vasitos aparte; o las frutas y verduras sueltas y no las que vienen empacadas con cartón y plástico; usar recipientes con tapa en lugar de plástico adherente o papel aluminio; y "limpiones" en lugar de papel de cocina; comprar juguetes de segunda mano en buen estado y darles más vida y más uso; en lugar de querer siempre lo nuevo y costoso y contribuir a la producción mundial de basura; apagar las luces cuando no se necesitan; (aquí tengo que recordar a mi papá que entraba a la casa y la recorría de abajo a arriba apagando luces y contando: 1, 2 3 , 4. 5 luces prendidas! y nadie que las necesite!) En fín, es interminable la lista de pequeñas contribuciones que podemos hacer.
Podemos elegir un consumo consiente y no comprar productos de marfil o de coral que lo único que hacen es recordarnos la capacidad depredadora y destructora del ser humano; o aerosoles que son excelentes para acabar con la capa de ozono; o evitar comprar la cerveza o gaseosa enlatadas y optar por envases retornables.  Si la gente supiera la cantidad de pájaros y peces que se enredan en los anillos de plástico que sostienen las 4 o 6 latas!  Si no hay otra opción, se puede cortar los anillos con tijeras antes de botarlos y estripar muy bien las latas para economizar espacio en la bolsa de basura. Comprar bombillas fluorecentes y reemplazarlas por las normales; cuadernos y libretas de papel reciclado; enviar tarjetas de navidad y cumpleaños electrónicas; comprar árbol de navidad natural y después de las fiestas plantarlo en el jardín; imprimir lo menos posible y si hay que hacerlo, utilizar el papel por ambos lados. *
Hay mucho.  A mí seguramente me falta bastante pero igual siento que hago mi aporte.  Tengo una amiga que no usa nada de cuero y todos sus zapatos y chaquetas son de plástico reciclado o tela. Yo confieso que a mí aún me gustan las chaquetas y los zapatos de cuero pero aplaudo todas esas iniciativas que promueven el respeto a los animales y el cuidado de  este globo que nos contiene y nos sostiene a todos.
Yo soy ecológica en cuanto al agua, la energía y los productos de consumo. Debo aceptar que no soy nada ecológica con mis sentimientos. Yo los expreso, los boto, los regalo y los comparto.  Me enamoro y me entrego sin ahorrar energía. Pero de una cosa si estoy segura: por ahí habrá alguna relación enterrada que seguramente me gustará reciclar en el futuro.

* En Holanda se inventaron un tipo de letra ecológica (Ecofont) el cual consume una cantidad de tinta bastante menor que los tipo de letra comunes.  Se puede descargar gratuitamente desde aquí:   http://www.ecofont.com/ecofont_es.html

8 comentarios:

  1. Excelente!!! Es reconfortante saber de personas tan conscientes como tu. Gracias por compartir tantos datos que nos pueden ayudar a todos a disminuir nuestro impacto en el planeta.

    ResponderEliminar
  2. Gracias a ti Irene por enseñarme que hay alternativas para los materiales de los zapatos y las chaquetas.... Algún día.. Ya tengo unas botas de caucho... por algo se empieza no?

    ResponderEliminar
  3. Te deseo en este proyecto la suerte del principiante (que es toda) y que avances como toda una conquistadora u abanderanda de tan loable labor....

    ResponderEliminar
  4. Luisis, estas segura que los bombillos fluorescentes son una mejor opcion??? porque son residuos peligrosos una vez se dañan, asi que se necesita una cantidad de energia bestial para disponerlos... no se si se ha hecho el calculo de cual consume mas, pero este cuento es extremadamente complejo

    ResponderEliminar
  5. Ya instale la fuente!!!

    ResponderEliminar
  6. Si Pato, de eso hay algo de cierto; pero también es cierto que son más las ventajas que ofrecen los fluorescentes frente a los incandescentes: Duran entre 5000 y 15000 horas más y tienen una eficiencia energética 75 veces mayor que las normales.
    Yo me refiero a las bombillas fluorescentes de bajo consumo, no a los tubos blancos largos. La inversión inicial es mayor pero la vida útil es mucho más larga.

    Lo que sí es cierto es que el gas que contienen las fluorescentes puede ser dañino para el hombre o para el ambiente (en caso de que se rompa hay que esperar unos minutos antes de recoger los deshechos, y botarlo todo en un lugar apropiado. (Aquí hay lugares especiales para eso, unos contenedores que impiden que se rompan y facilitan el reciclaje).

    Sobre este tema hay mucho de donde cortar: Por ejemplo si se sustituyen todos los bombillos incandescentes por halógenos, la casa se vuelve más fría lo que haría aumentar el consumo de calefacción con lo cual no se economizaría energia... y además el uso continuado de estos bombillos puede resultar nocivo para la piel puesto que al ser de cuarzo y no de vidrio, la luz ultravioleta no se filtra. Es recomendable usarlas en la cocina, en el comedor, en los pasillos y baños pero no en la oficina o en un lugar en el que uno permanezca mucho tiempo y en el que se esté a menos de 50cm de distancia.

    ResponderEliminar
  7. Súper Luisa... gracias por mencionarme, quedo como la más eco-logica... y no, para nada, me haces caer en cuenta de un montón de cosas que hago mal... gracias por eso también... procuraré poner más cuidado...

    No he podido entender cuales son los "focos" que hay que comprar... esos de luz blanca me maman los ojos... y como que no veo bien... a mi, que vaina, me encanta la luz amarilla... pero me dejo guiar...

    Picos Luisa, gracias por hacernos conscientes de nuestro impacto (brutal) al pobre planeta... será que logramos cambiar el fin de esto??? Tu tienes fe? yo poca, por no decir que ninguna :(

    ResponderEliminar
  8. Que día tan ecólogico en la mente. Levanto la mirada y apago una luz. Miro el chorro fresco y transparente caer del grifo y agoto la gota. Afuera el sol brilla de soberbia como no tengo recuerdo y pienso que su colera es culpa nuestra... Y habran horas para recordar y practicar otros puntos más.

    Es lo que es, para no decir mucho...Lo reciclado es un nuevo proceso de inventos usados y caducados...No caducan las relaciones?
    Se pueden desarmar, amasar sin que conserven vestigios de su pasado?

    ResponderEliminar